El futuro empieza hoy. | Felipe Gonzalez Gervaso | Felipe Gonzalez Gervaso

Cuando pensamos en el futuro, a veces nos transportamos a un tiempo mediana o completamente lejana. Esa sensación de que aún falta tiempo para que ese momento llegue, a veces nos pone en un estado de pasividad, esperando a que ocurra lo que el tiempo nos traiga. Muchas cosas no están en nuestras manos y son difíciles de predecir principalmente si se trata del futuro, pero siempre podemos hacer algo para asegurar, aunque sea en cierto porcentaje, el curso del futuro.

 

Como bien dice el dicho, “hoy construirnos los cimientos del futuro”. Lo que hacemos o no hacemos hoy repercute seriamente en nuestro futuro, por eso debemos de ser conscientes de quienes somos y de lo que estamos haciendo justo ahora, pues es un indicador de lo que será nuestro futuro.

 

Muchos vivimos el ahora en nuestra zona de confort, esperando que un día nos caiga del cielo alguna oportunidad, que llega a suceder, pero no hay garantía de que nos suceda a nosotros.  ¿Por qué depender de la suerte cuando podemos ir construyendo nuestro propio futuro? Si tenemos un sueño, es mejor asegurarlo tomando las medidas pertinentes para que suceda.

Por ejemplo, si tu sueño es viajar a París, puedes empezar a planear desde hoy ese viaje por más lejano que se vea, poco a poco se van logrando las cosas con pequeñas acciones, por ejemplo, ahorrar unas monedas cada día, aprender una palabra en francés diario, platicando con tus amigos y familiares sobre ese sueño, etc. quien sabe, tal vez esas monedas algún día te sean suficientes para comprar boletos a París, esas palabras en francés se conviertan en una conversación casual, y tal vez uno de tus amigos o familiares te invite alguna vez a viajar con él a París.

 

Lo que se quiere dar a entender con los ejemplos pasados, es que aunque sea con pequeñas acciones, siempre se puede iniciar hoy a construir nuestro futuro. Así, existen más probabilidades de que algo suceda a que si no se hiciera absolutamente nada más que esperar un milagro.

 

Otros aspectos que conllevan la ideología de que el futuro empieza hoy, es el lugar y la gente con quienes nos desenvolvemos. Muchas veces vemos nuestros sueños truncados, nuestra autoestima baja, con temores e impedimentos que nos ponen nuestro entorno por más voluntad y esfuerzo que le pongamos. Debemos de tener en cuenta que si queremos llegar más lejos en el futuro, puede ser necesario tomar medidas drásticas hoy, como mudarnos de la casa de nuestros padres, conseguir un trabajo más fructífero, conseguir amistades más afines a nuestros intereses del futuro, darnos espacio de aquellas personas que nos ponen límites, etc.

 

Si bien, no siempre sabemos qué hacer exactamente para lograr grandes oportunidades en el futuro, el consejo es nunca quedarse en el mismo lugar, si no te es suficiente o satisfactoria la situación en la que te encuentras hoy, muévete, aprende cosas nuevas, cambia de amistades, de estilo, etc. ya que lo que hagas hoy, de alguna manera dará pie al  futuro que deseas.

Espero que te sea de ayuda. Felipe González Gervaso

Share This