La clave para mejorar tu productividad | Felipe Gonzalez Gervaso

La clave para mejorar tu productividad

Mejorar la productividad no es un proceso simple. Pero, ¿por qué? Para el especialista en liderazgo y emprendimiento, Felipe González Gervaso, la dificultad radica en mantener un equilibrio de las tareas, pues cuando se pone en marcha un negocio de forma independiente es determinante saber aprovechar el tiempo al máximo.

Sin embargo, no hay que confundir este aspecto con querer abarcar una gran cantidad de actividades en un periodo muy corto y olvidarse de la importancia de los tiempos libres, de lo contrario, podrían aparecer problemas que afectarán tanto a la empresa como al propio emprendedor.

Mejor organización para mejorar tu productividad

 

Es común que las prioridades de un negocio vayan cambiando con el curso de los meses, incluso cada actividad suele variar y el tiempo se ve limitado. Saber afrontar estos procesos de transición no es una tarea fácil.

¿Cómo hacer? Para lidiar con estos cambios es ideal organizarse mejor con los recursos que se cuenten y de una manera ingeniosa. Por ello, mientras el negocio vaya adoptando forma, es importante reducir el número de objetivos y realizar tareas más pequeñas, por lo que es necesario delegar funciones al personal y ejecutarlas de manera efectiva.

Además, el experto Felipe González Gervaso, sostiene que se deben establecer prioridades, y que  a veces es necesario sacrificar los momentos de ocio para enfocarse en tareas que ameritan de una respuesta casi que inmediata.

 

Trabajar más, pero…

 

La clave pare incrementar la productividad es trabajar más, sin embargo, esto no significa que  tengas presionarte siempre a laborar horas extras, si no planificar, analizar o accionar cuando tus capacidades están al 100%, es decir, sacarle provecho a aquellos momentos de inspiración y motivación para realizar tus actividades.

 

En este punto es donde los buenos hábitos también juegan un papel fundamental, ya que te proporcionan más fortaleza mental para realizar distintas labores, pero hay que saber alinearlos con una excelente planificación de trabajo.

 

Por ejemplo, si te ves obligado a incrementar la productividad de tu negocio, tienes la opción de separar cada actividad en intervalos de tiempo más cortos (30, 40 ó 50 minutos), además cada tarea tiene que estar fundamenta en el logro de una meta especifica y dedicarse a una sola labor durante este periodo establecido.

 

De este modo es  que la productividad de tu empresa, según el especialista Felipe González Gervaso,  podrá crecer como deseas y el éxito llegará en su debido momento.

Imágenes Pixabay.com

Share This