También podemos influir en nosotros mismos | Felipe Gonzalez Gervaso

También podemos influir en nosotros mismos

Influir en nosotros mismos es un arte que permite que nos desarrollemos y crezcamos, ya que creer es fundamental para realizar cualquier cosa que queramos hacer en nuestras vidas. De esta manera, la falta de confianza hace que las personas se queden en su zona de confort y no exploren nuevos caminos.

Las mentes de ganadores, se encuentran en personas audaces y genuinas que impiden que cualquier obstáculo o factor externo pueda interferir en sus planes, de tal forma que si alguien duda de lo que quiere hacer, igualmente continúa adelante con sus ambiciones.

Cuando optamos por la aceptación, en estos casos, es el primer paso hacia una nueva vida, un nuevo entorno, y el tránsito por nuevos caminos. Debemos aceptarnos tal como somos para poder influir positivamente en nuestra autoestima, arriesgándonos y embarcándonos hacia nuevas experiencias. De lo contrario, sino exploramos nuevos caminos no podremos conocer nuestro potencial.

 

Cada vez que queremos luchar por alcanzar nuestros objetivos nos encontraremos con opiniones contrarias que deben servir como fundamento para seguir adelante, ya que si no intentamos realizar tal proeza, nunca sabremos cómo hubiera salido. De esta manera, debemos mentalizarnos en decir: Creo en mí y lo intentaré.

Para influir en nosotros mismos debemos primero creer en nosotros, y esto es uno de los pasos más importantes al momento de crecer a nivel personal, puesto que, si no creemos en nosotros mismos, nadie más lo hará.

 

Por otro lado, factores como el amor pueden hacer que una persona crea en sí misma, haciéndolas sentir segura, queridas y aceptadas. Lo importante, es salir adelante evitando que nuestra mente se llena de pensamientos negativos. Para ello debemos ganar confianza en nosotros mismos, creer en lo que hacemos, y realizar diariamente afirmaciones que nos llevarán un paso más adelante hacia el éxito personal.

 

Nada mejor que confiar en uno mismo, valorarnos y continuar con nuestros proyectos arriesgándonos en realizar nuevas actividades que puedan favorecernos, otorgándonos muchos beneficios para nuestro futuro.

 

Recordemos que los límites en nuestras vidas los colocamos nosotros mismos, y nuestra mente es la creadora de todo ellos. Por eso, para influenciarnos positivamente en nosotros mismos debemos darnos créditos por las actividades culminadas, los objetivos alcanzados, y las metas logradas, de tal forma que continuemos adelante con nuestra vida, aceptando a las personas tal y como son, y estudiando cada vez más nuestras oportunidades de mejorar.

Share This