¿Falta de tiempo o falta de interés? • Felipe Gonzalez Gervaso

¿Falta de tiempo o falta de interés?

 

Si realmente deseas emprender, pero no consigues el tiempo o el interés para luchar por tus sueños, pregúntate ¿Falta de tiempo o falta de interés? Esta es la pregunta clave para salir de ese trance en el que te encuentras.

Por ejemplo, cuando hablamos de falta de tiempo, es porque realmente quieres hacerlo, pero no cuentas con el tiempo suficiente para ello. Incluso, desearías que el día tuviese más horas para tu poder luchar por lo que deseas. Si esto es lo que sucede, claramente es solo falta de tiempo y no de interés.

Ahora bien, si aun teniendo el tiempo para hacerlo, para luchar por lo que deseas, te colocas una excusa tras otra excusa y te colocas limitaciones, claramente es falta de interés y no de tiempo. Recuerda que las únicas limitaciones que existen, se encuentran es en tu cabeza.

No hay nada que pueda impedir que cumplas tus sueños, porque tú eres capaz de todo, eres capaz de lograr cualquier cosa que te propongas, tú eres capaz de hacer tus sueños realidad. Querer es poder, y si tú quieres puedes.

¿Qué debo considerar?

 

Si estas en busca de un sueño, pero sientes que no tienes el tiempo suficiente para trabajar en ello y hacerlo realidad, no te rindas. Para todo hay tiempo, solo es cuestión de organizarse bien. Es normal que todos deseemos en algún momento de nuestras vidas que nuestros días sean más largos.

Busca la manera de separar tus obligaciones, observa que cosas requieren de tu atención constante y que cosas pueden esperar. De esta forma, te puedes organizar de una mejor manera y abarcar cada una de las actividades que te importan.

Aunado a ello, cuando te organizas, tendrás más tiempo, te agotarás menos y disminuyes el margen de error, es decir, existe menos probabilidad de que te equivoques.

Por otro lado, si te sientes deprimido, que no tienes ni un poquito de interés para luchar por tus sueños, recuerda lo importa que es para ti, y lo feliz que te hará, tu eres la mejor motivación.

Por consiguiente, partiendo de este pensamiento, intenta superarlo tú mismo. Procura enfrentar tus miedos y aprende a superarlos. Si aun así, no mejoras, trata de buscar ayuda profesional, posiblemente la necesites.

Cabe destacar, que el interés es tu motor, es quien va a conducir tu vida, tus planes, tus proyectos. Por ende, debes trabajar en ello, analizar qué es lo que te lleva a tal apatía, que es lo que te tiene deprimido o sin ánimos de luchar.

Una vez identificado cuál es el foco de tu desinterés, será mucho más fácil abordar el problema. Ya que, todo problema debe resolverse desde la raíz, si no, en el futuro puede volver a aparecer o incluso, convertirse en un problema más grave.

Por último, recuerda que el tiempo y el interés van de la mano, y ambos dependen de ti, ambos dependen del esfuerzo que coloques en cada uno de ellos. Atrévete a soñar, atrévete a ser feliz.

 

Únase a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias y actualizaciones de nuestro equipo.

Gracias!

Share This